Lo que dejó el segundo debate presidencial

Cuando restan seis días para las elecciones generales, los seis candidatos se cruzaron en el marco de una notable polarización entre Mauricio Macri y Alberto Fernández.

En la previa a las elecciones del próximo domingo, que definirán el futuro presidente de la Nación, ayer se llevó a cabo el segundo debate entre los seis candidatos en la facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA). Luego de lo ocurrido en nuestra ciudad la semana anterior, la mayor distinción de la noche fue el cruce polarizado entre Mauricio Macri, quien busca la reelección, y el referente del Frente de Todos, Alberto Fernández.

No obstante, el resto de los postulantes también fijaron posturas y propuestas que dieron de hablar. En efecto, Nicolás Del Caño (Frente de Izquierda y de Trabajadores) apuntó categórico contra las medidas implementadas por Cambiemos en estos últimos cuatro años y no dejó de remarcar diferencias con el kirchnerismo, mencionó al FMI, apeló a incorporar el cupo laboral trans, planteó la legalización integral de la marihuana y el reparto de horas de trabajo entre ocupados y desocupados, en tanto marcó su disidencia con la modalidad del debate en busca de mayor intercambio entre sus pares.

Cuando Mauricio Macri anunció que los créditos UVA se actualizarán por salario y no por inflación, las críticas surgieron de inmediato. Del Caño sostuvo: “Los créditos UVA fueron una estafa Macri. Usted los estafó. Todos los políticos que hablan del derecho a la vivienda lo han transformado en un papel mojado. Nosotros proponemos un plan de vivienda de calidad para toda la población”.

 

Por el lado de José Luis Espert (Frente Despertar), se ratificó la línea liberal anunciada en el Paraninfo de la Universidad Nacional del Litoral (UNL) el domingo 13. Apuntó a bajar la imputabilidad a los 14 años, la apertura de los mercados, terminar con la coparticipación a las provincias y apuntar a la eliminación de los planes sociales. En ese mismo sentido, emitió un duro mensaje al dirigente Juan Grabois: “Piquetero que corta la calle, piquetero que termina preso”. Y sorprendió con un mensaje para el referente social vinculado al Frente de Todos: “¡Cuidado Grabois contigo!”. El hombre de la Ctep le respondió a través de Twitter.

Mientras en el debate anterior, Juan José Gómez Centurión (Frente Nos) había enfatizado su rechazo a la legalización del aborto y aludió a la mentada ideología de género, esta vez se mostró contrario a los planes sociales, indicó que hay que terminar con el narco, propuso blindar las fronteras, “tener el país 100 por ciento radarizado” y armar “una agencia de lucha contra el crimen organizado”. “El orden público debe volver a ser un valor”, consignó acomodándose en el ala más derecha del arco político.

Roberto Lavagna (Consenso Federal), por su parte, se mostró sólido en materia de economía y volvió a poner énfasis en la pobreza, el crecimiento y la generación de empleo. También pidió una nueva ley de coparticipación y la reactivación de la producción. Sobre seguridad, sostuvo que se necesita una “mano justa”, ni “flácida ni gatillo fácil”. De esa forma, procuró diferenciarse de la gestión que tutela Patricia Bullrich y centrarse en la moderación. También habló de “los delitos de violencia de género” como una mera cuestión de la inseguridad y no como un reacción de conductas propias de una cultura patriarcal y machista.

Entre estas posiciones fue notorio, una vez más, la confrontación directa entre Macri y Fernández. El primero aludió al segundo con la utilización de la tercera persona del plural: “ellos”. De esa manera articuló su discurso contra la corrupción de la época kirchnerista diferenciándose con un “nosotros”. El candidato del Frente de Todos no esquivó los ataques y reforzó su reacción diciendo: “Gracias a Dios no nos parecemos en nada”. Asimismo, reclamó “menos marketing y más seriedad”. Al hablar de empleo, lo acusó de “uberizar la economía argentina” y le fustigó con que “las tarifas dolarizadas sólo benefician a los amigos del presidente”.

Otro punto de cruce fue la mención del padre del presidente, Franco Macri. Fernández, a propósito de la corrupción, habló del “clan Macri” y le demandó: “¿No vio lo que pasaba en su familia?”, en virtud de la obra pública. A partir de allí, el jefe de Estado se defendió y habló de la intervención del Indec, así como repitió que “el kirchnerismo y Fernández son lo mismo” en la línea de “no volver” al modelo impulsado por Néstor y Cristina Kirchner.

 

Ya en la mañana de hoy, Fernández fue consultado por la prensa sobre los ecos del debate de ayer. “No le asigné mucha importancia, como tampoco lo hice con el de Santa Fe. Ojalá le sirva a la gente de algo”.

También manifestó: “Espero que Macri no se vuelva a enojar y que no vuelva a llamar al Banco Central para que liberen el dólar”. Habida cuenta de la marcha del sábado que acompañó a Macri, el candidato del Frente de Todos señaló: “No nos sorprendió la cantidad de gente, Macri ya es historia”.

Aquí, el debate completo:

Puede interesarte...

Cómo calcular el monto mensual del alquiler

La Municipalidad asesora en la aplicación del Índice para Contratos de Locación. Para consultas, vecinos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: