“Este gobierno tiene el compromiso de avanzar en políticas para atender las demandas del movimiento de mujeres”

En el marco del Paro Internacional de Mujeres, la Secretaría de Estado de Igualdad y Género organizó una actividad en el hall de Casa de Gobierno para visibilizar los derechos que aún faltan.

La actividad, denominada “Techo de Cristal”, se llevó a cabo en el marco de la desobligación de las empleadas de la provincia a asistir a trabajar, decretada por el gobernador Omar Perotti, con motivo del Día Internacional de la Mujer Trabajadora, y contó con la participación de un nutrido grupo de mujeres. En la ocasión, la secretaria de Estado de Igualdad y Género de la provincia, Celia Arena, destacó la realización de la intervención para visibilizar “las limitaciones en los espacios de trabajo”.

“Uno de los objetivos de la actividad del ‘Techo de Cristal’ fue poner en común algunos de los obstáculos con los que se encuentran las mujeres para ascender en el mundo del trabajo y que limita el crecimiento laboral, educativo, profesional y personal de las mujeres. Lograr salvar estas y otras desigualdades estructurales es un compromiso de este gobierno, para avanzar en políticas públicas claras a fin de atender las demandas del movimiento de mujeres, que en los últimos años ha hecho que estos temas ganen un espacio fundamental en la agenda pública”, destacó Arena.

“El gobernador –declaró Arena– definió esta figura de desobligar a las mujeres porque el objetivo es que las que quieran participar, a lo largo y ancho de la provincia, de las actividades que se den en sus localidades, puedan hacerlo”, y profundizó: “La figura del asueto nos pone el acento en esta cuestión de participar activamente por los reclamos, por las situaciones que pensamos que hay atender, no solamente por las violencias que nos afectan, que son muy complejas, sino por todas las situaciones que se dan: de limitaciones en los espacios de trabajo o lo que tiene que ver con las políticas de cuidado”, insistió.

La actividad se denominó “El techo de cristal” y consistió en que cada participante colocara un papel con adhesivo sobre un techo colgante de plástico traslúcido, si respondía de forma afirmativa a alguna de las preguntas que realizaba la conductora de la actividad, en relación a las obligaciones diarias de las mujeres, la mayoría de las cuales conllevan limitaciones en el desarrollo pleno de los derechos a la educación, el esparcimiento, el crecimiento profesional, etc.

 

(Fuente: Prensa GSF)

Puede interesarte...

Parará la docencia universitaria

Será el próximo lunes. Piden reconocimiento de gastos ocasionados por la pandemia y política salarial. …

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

A %d blogueros les gusta esto: